Noticias

ACTUALIDAD
Foto: Carolina Costa, Colectivo Fotográfico La Negra del Sur

ECONOMÍA POPULAR

18/05/2017

“Fondo y Forma”:Sobre el inicio de un Ciclo de Formación en Economía Popular

Por Iara Hadad 

El martes 25 de abril el Salón de los Pasos Perdidos del Congreso Nacional recibió a trabajadores y trabajadoras del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE), militantes de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), legisladores nacionales, asesores, académicos y abogados, entre otro público.

¿La ocasión? La apertura de un Ciclo de Formación en Economía Popular organizado por el Movimiento Evita y la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP).

Bajo la consigna “Desafíos y horizontes para un pueblo trabajador sin excluidos”, la actividad consta de doce jornadas de dos horas y media a realizarse los días jueves, en las cuales trabajadores pertenecientes a distintas ramas productivas darán a conocer problemáticas concernientes a sus realidades laborales y sociales específicas.

La iniciativa del ciclo interpela la actual coyuntura política y social signada por la sanción de la Ley de Emergencia Social, la alta desocupación y la caída del consumo. El hecho de que se realice en un anexo de la cámara de diputados grafica la urgencia de tender puentes entre el trabajo cotidiano de las organizaciones sociales y el quehacer político. La presencia física y colectiva de los trabajadores demanda al recinto abrirse a las realidades que lo rodean, que se le imponen y lo desafían.

Con el respaldo y la promoción de los diputados pertenecientes al espacio político del Movimiento Evita se dio inicio a las jornadas. Lucila De Ponti presidió la pequeña ceremonia en la que expusieron Kristen Sobeck, Oficial en Mercados de trabajo inclusivos de la Oficina de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para la Argentina y Juan Grabois, Secretario de Formación de la CTEP. Algunos legisladores de otros partidos mostraron también su apoyo sumándose al público y presenciado el acto de apertura. Entre ellos se encontraban Héctor Recalde, Alcira Argumedo, Alicia Ciciliani, Cecilia Moreau, Juan Manuel Abal Medina y Victoria Donda.

Los diputados saludaron formalmente la iniciativa, la celebraron. Sus alocuciones hermanaron palabras de admiración y respeto por lo que los trabajadores allí presentes, y no presentes, hacen a diario y han sabido conseguir a partir de su organización. Un diputado expresó que el trabajo de los movimientos sociales le enseñó a diferenciar, en términos sociales y políticos, el estar “des-ocupados” y el estar “des-empleados”. Otra diputada destacó el valor comunitario del trabajo de las economías populares, mientras otra insistió en la creación de trabajos de calidad. Pero quizás lo más interesante a destacar de las breves intervenciones de los legisladores es justamente lo que no dijeron de manera explícita o dejaron entrever: su necesidad de identificar y comprender en términos concretos las demandas de los trabajadores que integran la economía popular. Estas realidades sociales y laborales se presentan a la práctica legislativa bajo un gran signo de interrogación, un desafío a ser abordado y atendido en clave de derechos, garantías y protecciones sociales. Intuyen, inequívocamente, que los modos de existencia de miles y miles de trabajadores y trabajadoras[1] se desarrollan en tramas populares que ponen en jaque la vigencia del sistema normativo argentino, y que implican y trascienden la precariedad o falta de formalidad laboral.

El derecho a la sindicalización largamente reclamado, negociado, luchado y finalmente obtenido por los trabajadores de la CTEP a finales de 2015 debe ser interpretado en este sentido. No sólo proclamó el poder de representación gremial de un sector sino que puso de manifiesto realidades –existencias- que resultan “nuevas” en relación a las leyes laborales de nuestro país pero “viejas” en relación al modo de desarrollo capitalista que se encargó de tallarlas y consolidarlas sistemáticamente a su paso.

En este punto, la personería social “arrancada” desde la práctica social y militante al poder ministerial, representa más que un recurso o un instituto legal. Es la expresión de un nuevo concepto de trabajo y de trabajador que se intenta aún construir en los márgenes de la legislación laboral pero que ya ha emergido en el centro mismo de la dinámica económica, no sólo nacional sino mundial. La categoría (heterogénea e inacabada) de economía popular busca “albergar”, representar, a todos aquellos trabajadores que las normativas tradicionales focalizadas en las figuras de “trabajo formal” e “informal” no alcanzan a comprehender.

En efecto, los conceptos muestran alcances y límites para pensar los fenómenos sociales. Y eso quedó evidenciado el martes en las presentaciones orales de Kristen Sobeck y Juan Grabois. Los desarrollos y avances en torno al concepto de “informalidad” que desplegó la funcionaria[2] se mostraron alejados y desconectados de las realidades concretas y cotidianas que el militante social describió a su turno. El diálogo, o falta de diálogo entre ambos oradores, escenificó la desconexión de ambos mundos: el del saber (normativo y jurídico) experto y el de las prácticas (concretas y reales) ordinarias. Una forma elegante de decir que las formulaciones normativas no logran interpelar las experiencias de los trabajadores de la economía popular. Juan Grabois captó esta desconexión y lo enunció en pocas palabras. Se trata, dijo, de un problema de “forma y fondo” refiriéndose a la incapacidad de la categoría de informalidad para dar cuenta de las problemáticas en cuestión.

 


[1] Se estima que en la actualidad un tercio de los trabajadores se encuentra en la informalidad y similar número constituyen los trabajadores “sin patrón”.

[2] La oradora presentó los contenidos de la Normativa N° 204 adoptada por la Conferencia Internacional del Trabajo en 2015 , la cual consiste en recomendaciones a los países tendientes a facilitar la transición de la informalidad a la formalidad. Dichas directrices tienen como destinatarios a los gobiernos, las empresas y a los propios trabajadores, a quienes se insta a reclamar sus derechos y salir de la informalidad.

lanegradelsur.com.ar // info@negradelsur.com / suscripcion@negradelsur.com - Todos los derechos reservados - Sitio web creado por Ariel Tomás.